Autodefensa Informática 29: “Hacktivismo eres tú”

Los términos “hacker” y “hacktivismo” son cada vez más frecuentes en los medios de comunicación de masas. Es evidente que la popularización de internet como herramienta multiuso, facilita la realización de una serie de actos que, pese a no ser nuevos en sus intenciones, sí presentan una forma novedosa de ejecutarse.

Es posible que el término “hacker” ya haya perdido buena parte de su significado original, al menos en lo que al público en general se refiere. Hackers eran – y son – las personas con la suficiente curiosidad y capacidad técnica para crear, transformar e incluso subvertir aplicaciones y protocolos de este gran entramado internaútico.

Disfrutamos cotidianamente – y damos por sentadas- tecnologías construidas por estos y estas hackers. Sin embargo, el uso de el término “hacker” para designar a individuos o grupos cibercriminales parece ser el sentido que se ha impuesto… Aunque también, a día de hoy, podemos ver a muchos autodenominados “hackers” trabajando para grandes empresas o para agencias gubernamentales.

Quizá el término “hacktivismo” sea menos ambiguo. La fusión del hacking, tal y como lo acabamos de definir, con el activismo, crea una corriente de pensamiento y acción que diríamos inabarcable. El hacktivismo – y aquí coincidimos con la definición de la 9 de Anonymous – es una herramienta de autodefensa, de denuncia, de contrapoder a un sistema político, económico y social intrínsecamente corrupto. Y podrido.

Un buen ejemplo de hacktivismo es la herramienta “Kaos155”, presentada en el pasado Hackmeeting 2017 en Madrid, y creada para detectar e incluso predecir casos de corrupción empresarial y estatal en base a documentos públicos. ¿Por qué nos parece un buen ejemplo? Pues porque es una herramienta hacktivista por definición, que además permitirá a quien la use ejercer el hacktivismo. Otro buen ejemplo sería la Red Malla, una red de soporte y denuncia con la que afrontar de manera colectiva la represión durante el ejercicio de las libertades civiles y políticas.

En este contexto, es imprescindible hablar de los Hackmeetings. Se trata de reuniones de personas y colectivos con motivación y vocación hacker y hacktivista. Este año, que sepamos, se han celebrado dos: uno en nuestro Hackerspace hermano, El Rancho Electrónico, en la ciudad de México. Otro, al que pudimos asistir, en el Centro Social de Comunes Urbanos “La Ingobernable”, de Madrid. Los programas de ambos Hackmeetings dan una idea de la tremenda diversidad de conocimientos, inquietudes y personas que confluyen en estos eventos. Tradicionalmente, en estos mismos espacios ha sido y es frecuente la celebración de Hacklabs, esto es, talleres de aprendizaje de herramientas digitales libres.

Invitamos a nuestras oyentes a “bucear” en este mundo hacktivista. No es necesario considerarse “hacker” (nosotras no lo somos); sólo hace falta curiosidad, ganas de aprender y de transformar la realidad mediante el uso de internet y el software libre. Como dice un compañero hacktivista, refiriéndose a los Hacklabs, “resurgen con una finalidad que yo veo muy clara: tiempos de crear nuestro futuro juntas ya”.

Necesitamos aprender el uso de herramientas de denuncia, de autodefensa, de contrapoder. ¿Por qué? Pues porque ¡sin privacidad, no hay libertad!

En el programa de este mes:

  • Editorial: Hablamos de hackers, hacktivismo, hackmeetings, hacklabs…

  • Nueva cuña: Bécquer era una adelantadillo a su tiempo.

  • Noticias:

    • Un grupo de Anonymous ataca las webs de diversas instituciones españolas dentro de lo que han denominado Operación Cataluña.

    • Un fallo de seguridad en el sistema informático de Justicia, llamado LexNET, permite acceder a miles de archivos en Internet.

  • Patente estúpida del mes: Amazon, en defensa de los pobres drones-repartidores… ¿o defendiendo su patente? Decidan ustedes.

  • ¡Y otra nueva cuña!: ¡Bienvenidxs Mrs. and Mr. Hackers!.
  • Software libre: Ana viene a presentarnos la herramienta Kaos155, que destapa casos de corrupción. ¡Temblad, temblad, malditos!

  • Sección ocasional: Os traemos al grupo hacktivista La 9 de Anonymous (Inglourious /b/asterds…).

  • Y otra cuña más, ¡que se nos va de las manos!: En las pelis, se hackea así.
  • Teatrillo: Matrix, en cinco minutos. (¡Alerta!, spoilers).

  • Música que suena en este programa: En el Anonymous Almaina Festival” han sonado: “California über alles en 8 bits” de Dead Kennedys; “No control”, de Bad Religion; “What’s wrong with you”, de Bratmobile; “Resistance”, de The Sound; “Forkboy”, de Lard; “Guerrilla radio”, de Rage Against The Machine; y “Nyan cat”, de Daniwell.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres + diecinueve =

Uso de cookies

radioalmaina.org utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Font Resize
Contrast